* Trump decidió levantar las retricciones contra Huawei tras una reunión con el mandatario de China, Xi Jinping, en el marco de la reunión del G20.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump decidió levantar el veto que tenía contra la empresa tecnológica Huawei.

La decisión final se tomó durante la reunión que sostuvieron el presidente de EUA, y el mandatario de China, Xi Jinping en el marco del G20.

En conferencia de prensa, Trump señaló que el tema sobre el “espionaje industrial de Huawei” había sido tratado durante la conversación.

Sin embargo, lo dicho por el mandatario de EUA, dejó entrever que el veto no se levanto de todo.

También te puede interesar: Huawei está listo para sacar al mercado su propio sistema operativo

“Las empresas estadounidenses pueden vender su equipamiento a Huawei. Estamos hablando de equipamiento que no suponga un gran problema para la seguridad nacional”, dijo Trump.

Así, queda en el entendido que las empresas americanas sí podrán hacer negocios con Huawei, pero el “apartado de seguridad”, tal vez no le de acceso a Android.

Y bueno, seguramente en EUA se dieron cuenta de que dependen de China y de todas sus exportaciones.

“Una de las cosas que permitiré, no obstante, es que vendamos y enviemos a Huawei una gran cantidad de productos que emplean en muchas de las cosas que ellos fabrican. Y he dicho que perfecto, que seguiremos vendiéndoles esos productos”, dijo Trump.

QUÉ SIGUE PARA HUAWEI

El levantamiento del veto supone una gran ventaja para Huawei, el segundo fabricante de smartphones más grande del mundo.

Pero se tendrá que enfrentar a todo lo nuevo que integraba su “Plan B” de acción.

De entrada, la salida de su propio sistema operativo “Honh Men”, del que ya buscó las patentes de registro y operación en el mundo.

Luego, la creación de sus propias tarjetas “SD” y hasta en China apoyaron la marca dejando de comprar iPhones.

Si bien, desde EUA algunas de las empresas afectadas intercedieron por Huawei, Trump se negaba, hasta el G20, a levantar la restricción.

Entre que son peras o son manzanas, lo cierto es que este es un gran pasó para levantar la guerra comercial que Trump inició contra China.

Foto: AFP