• Una autopsia reveló que los monos murieron probablemente por un golpe de calor, es el comportamiento extraño que se presenta en algunos animales

Riñas entre monos y tigres merodeando aldeas son algunos de los comportamientos extraños provocados por una ola de calor extremo y la sequía en India, informaron medios locales.

Vastas partes del país han sufrido temperaturas sofocantes que llegaron a superar los 50 °C en el estado de Rajastán.

En el bosque de Joshi Baba en el estado de Madhya Pradesh, donde el termómetro alcanzó los 46 °C, murió un grupo de monos.

Te puede interesar: Gigantes de Internet a un paso de pagar impuesto digital para el 2020

Según el funcionario forestal del distrito P. N. Mishra, creen que los primates lucharon con una manada rival por el acceso a una fuente de agua.

“Esto es raro y extraño, ya que los herbívoros no participan en conflictos de este tipo”, dijo Mishra.

“Estamos investigando todas las posibilidades, incluida la de un conflicto por el agua entre grupos de monos… que causó la muerte de 15 primates de un grupo de 30 a 35 miembros que viven en las cuevas”, dijo Mishra.

“Algunos grupos de monos que son grandes en número y dominan esa parte en particular pueden haber ahuyentado al grupo más pequeño” por el agua.

El comportamiento extraño

Una autopsia reveló que los monos murieron probablemente por un golpe de calor.

También se informó que los tigres de las reservas forestales en las zonas afectadas por la ola de calor han estado dejando el lugar para buscar agua en las aldeas cercanas.

La semana pasada las temperaturas alcanzaron los 50,3 ºC en la ciudad de Churu en Rajastán, apenas por debajo del récord de India de 51 °C.

La ola de calor también ha provocado comportamientos violentos en los humanos. En el estado de Jharkhand, un hombre apuñaló a seis personas después que se le impidiera llenar más barriles de agua de los permitidos en un reservorio público.

En el norte del país, en Uttar Pradesh, además del calor extremo de los últimos días, se registraron tormentas de arena con vientos tan violentos que derribaron árboles, postes y dejaron 24 muertos.

El año pasado una tormenta de arena similar dejó 150 muertos y grandes daños materiales.

El monzón anual, que trae lluvias torrenciales en esta región, tiene más de una semana de retraso en su calendario habitual, aunque los servicios meteorológicos prevén que el fenómeno llegará en los próximos días.

Desde Digitallpost, te recomendamos: VIDEO: Captan a extraño ser en la calle; creen que es Dobby

Imagen: Especial