*Descubren los restos fósiles de una nueva especie de homínidos, homo luzonensis, en la cueva del Callao en la Isla de Luzón, en Filipinas

Investigadores estiman haber descubierto una nueva especie humana, con características morfológicas singulares, que vivía en la isla de Luzón, en Filipinas, hace más de 50,000 años.

El análisis de 13 restos fósiles (dientes, falanges de pie y de mano, fragmentos de fémur) hallados en la cueva de Callao, llevaron a los científicos a considerar que se trataba de una nueva especie, que llamaron Homo luzonensis.

Los fósiles que datan de 50 a 67 mil años tienen características morfológicas singulares que los hace diferente al Homo luzonensis, otra especie del género Homo.

Los científicos descubrieron un conjunto de huesos y dientes fósiles pertenecientes a al menos tres individuos.

Fueron hallados durante las excavaciones realizadas en la Cueva del Callao en 2007, 2011 y 2015.

Homo luzonensis

Los análisis realizados, arrojan que la especie Homo luzonensis tiene características que se asemejan al Australopithecus, y otras cercanas al Homo sapiens.

Entre los restos encontrados destacan pedazos de dientes, premolares y molares, además de huesos de pies, los cuales presentan distintas características al resto de otras especies, señala el Museo Nacional de Historia Natural de Francia.

El Homo luzonensis es probablemente una especie del género Homo en Filipinas que evolucionó bajo los efectos del endemismo isleño.

El endemismo insular podría ser una de las posibles explicaciones para la “reaparición” de características primitivas en el Homo luzonensis.

El descubrimiento, señala el documento, destaca la diversidad, riqueza y complejidad de las antiguas migraciones y la historia evolutiva de los Homínidos en las islas del sureste asiático.

Imagen: AFP