Si eres como la mayoría de la gente que se excede en sus gastos y no se da cuenta siquiera porqué no les alcanza el billete que ganan, entonces necesitas cambiar algunos hábitos de forma definitiva y armar un plan para reducir gastos.

Aquí te dejo algunos de los errores más comunes y los cuales podrás eliminar si te aplicas.

Plan para reducir gastos

1. Pagar planes de telefonía móvil muy elevados

En el momento de elegir un plan de telefonía celular debes asesorarte muy bn sobre costos, minutos aire, internet ilimitado, etc de cada uno.

Te sorprenderás cuando veas que al pagar poco por un plan, tienes prácticamente todos los beneficios de una tarifa elevada.

2. Egreso elevados por cafécito con [email protected]

Es rico tomar el cafecín con las o los amigos y echar el chisme. Lo que no está bien es hacerlo en lugares que te cobran más por el nombre de su marca, que por la calidad de sus productos.
Checa con qué frecuencia asistes a estos sitios y la cantidad que gastas cada vez que vas.
¿Qué te parece cambiar de sitio y de frecuencia para pagar menos?

También te puede interesar: Las 7 reglas del Kakebo, método de ahorro japonés para ser millonario

3. Planes de televisión de paga

Hoy en día resultaría difícil prescindir de series y pelis que ofrecen distintas plataformas a través de TV de paga. Pero, ¿te has dado cuenta de lo que gastas en ello?
Hay personas que pagan cable, además de 2 ó más plataformas streaming, y lo peor es que casi no tienen tiempo de aprovecharlas.
Analiza bien lo que más te gusta ver y valora lo que te ofrece cada plan.
Quédate con el que más te agrade por su contenido y que además te permita economizar.

4. Frecuentes visitas al cine

Y ¿qué me dices de las idas al cine?
Está bien asistir a ver una peli de estreno en una amplia y cómoda sala de cine. Lo que no está nada bien es hacerlo con frecuencia, sobretodo porque no sólo se gasta en las entradas; lo que eleva nuestros gastos son los consumos de golosinas, refrescos, palomitas y más, además de que te hacen engordar.
Disminuye la frecuencia de tus visitas al cine y evita consumir golosinas. Cena o come antes de llegar, así no caerás en tentación.

Ahora ya lo sabes, es difícil más no imposible, sólo necesitas determinación y algunas ideas de este plan para reducir gastos.