* Uno de los operadores del fraude habría recibido más de siete millones de pesos

“Marcela” (nombre ficticio para proteger su identidad) es una maestra de primaria que, a la par de otros 60 compañeros, fue estafada.

Un hecho que la deja sin dinero quincena a quincena y que, además, enriqueció al menos a una persona.

El comienzo

A mediados del año 2017, un compañero profesor de “Marcela”, identificado como Ángel Garay Pérez, se acercó a ella para ofrecerle “un préstamo del Sindicato”.

Ella dudó al principio, pues aunque los préstamos del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) existen, él presuntamente le ofreció que tras algunos pagos, la “desaparecería del sistema”; es decir, la deuda se borraría.

“Él me dice: ‘Mira, yo te meto a un préstamo y en cuatro o cinco meses yo te desaparezco del sistema y no hay bronca’ ” contó la profesora en entrevista exclusiva con DigitallPost.

Además, “Marcela” detalló que le “daba miedo” hacer el trámite, pero que Garay le aseguró que “no pasaba nada”, que él tenía “años trabajando así”.

Y motivada por su amistad, accedió.

La maestra finalmente habría enviado por correo electrónico a Garay Pérez su último talón de pago, su credencial de profesora, comprobante de domicilio y copia del INE.

Pero el hombre supuestamente jamás le informó la cantidad del préstamo ni cuánto debería pagar…

Esto ocurrió en el mes de julio y, poco después, “Marcela” comenzó a recibir depósitos de diversas cantidades a su cuenta de nómina: 50 mil, 20 mil, 15 mil o 30 mil pesos.

Tras cada depósito, Garay Pérez le habría dado indicaciones para depositar parte del dinero a la cuenta de un tercero, identificado como Óscar Fernández Romero.

Ella obedeció, pues “todo era parte del proceso del préstamo”.

Al final de la operación, “Marcela” había depositado tres veces la cantidad de dos mil pesos a Garay y cerca de 120 mil pesos a Fernández, según sus dichos.

A ella le dejaron 70 mil pesos.

Descuentos

Para agosto de ese mismo año, “Marcela” fue cambiada a otra escuela.

En la primera quincena de ese mes notó descuentos en su nómina y se percató que eran de dos financieras: Primero Dinero y Consupago.

Para la siguiente quincena apareció un nuevo descuento; esta vez de Credenz.

Poco después llegó otro cargo, ahora de Banco Famsa, identificado como “adquisición de bienes de consumo duradero”.

Fragmento de recibo de nómina proporcionado por “Marcela”

Durante el proceso, “Marcela” habría preguntado a Garay Pérez sobre la situación, pues prácticamente toda su quincena, salvo unos 600 pesos, era cobrada por las financieras.

Sin embargo, el sujeto presuntamente le aseguró que para el mes de diciembre se acabarían los cobros.

Fraude

Pasó el tiempo y el año 2018 comenzó, pero los descuentos no se detuvieron.

Poco a poco otros profesores en la misma situación se reunieron.

En ese momento Garay habría hablado con todos ellos; les aseguró que había sido defraudado y que ya no podía desaparecer a nadie del sistema.

Luego de ese último anuncio, según la maestra, dejó de asistir a la escuela, cambió su teléfono y se dio a la fuga.

¿Autoridades?

Varios profesores buscaron proceder legalmente contra ambos hombres.

“Marcela” acudió a la Secretaría de Educación Pública y al SNTE, quienes se deslindaron de toda responsabilidad.

Por su parte, la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) le pidió levantar primero una denuncia.

Sin embargo, pese a que ya existe la carpeta de investigación, el caso no avanza.

No es la misma historia con los descuentos, que a pesar de que se confirmó que hubo una falsificación de firmas a la hora de solicitar los préstamos, siguen constantes en la nómina de “Marcela”.

“Ya no puedo, ya voy a cumplir, en agosto de este año, dos años sin recibir nada, ¿no?, porque se lleva todo nuestro salario”.

Números

En total, se reunieron alrededor de 60 maestros afectados, según los dichos de “Marcela”.

Y cada uno de ellos habría dado cerca de 120 mil pesos a Óscar Fernández Romero.

Es decir, el tercer involucrado habría juntado en total cerca de siete millones 200 mil pesos.

Por su parte, Garay Pérez supuestamente recibió seis mil pesos de cada uno, es decir, 360 mil pesos.

“Marcela” lleva ya un año y medio con estos descuentos en su nómina.

En total ha pagado cerca de 200 mil pesos por los 70 mil pesos que recibió.

Y cada quincena busca la manera de conseguir dinero, pues tiene una familia que depende de ella para sobrevivir.

“Si hubiera sido yo sola te juro que yo diría ‘qué estúpida fui’, pero ya que seamos más de 60…” declaró “Marcela”.