* La harina de Chapulín también tiene otros ingredientes de calidad, además del insecto

La harina de chapulín podría ser una solución para combatir y prevenir la desnutrición de los niños en México.

Dicho producto fue creado por estudiantes de la Universidad del Valle de México (UVM).

Para ello tomaron al chapulín de campo como base de una harina para preparar pan.

Se trata de las alumnas de la carrera de Nutrición, Nadia Rodríguez Lovera y Luisa Nallely Espinoza Rendón.

Ellas detallaron que buscaron crear un alimento de buen sabor y de buen ver para niños de entre cinco y 14 años de edad.

“Quisimos producir una harina lista para preparar brownies proteicos”, explicó una de ellas.

Además, agregó: “elegimos esta presentación pensando en prolongar la vida de anaquel del producto, ya que la mayor población en riesgo de desnutrición se encuentra en zonas de difícil acceso o marginadas”.

Harina de chapulín

Este producto, según explicaron sus creadoras, contiene también otros ingredientes de calidad, como hojas de stevia pulverizadas y cocoa sin azúcar.

Sin embargo, el chapulín de campo es la fuente de proteína.

También te puede interesar: Venden una pizza hecha de cannabis, se llama “La diosa verde”

Además, las estudiantes detallaron que primero probaron las cantidades adecuadas de cada ingrediente para mejorar la textura y sabor del pan.

Las alumnas de la UVM explicaron que a los chapulines se les considera insectos plaga.

No obstante son un alimento representativo de México desde tiempos prehispánicos y poseen un alto grado nutricional.

Cabe señalar que los insectos son una buena fuente de proteína y nutrientes, como cobre, hierro, magnesio, fósforo, manganeso, selenio y zinc.

Además, según las estudiantes, por lo general, la comida elaborada a partir de insectos tiene mejores estándares que los recomendados por organismos internacionales para otros alimentos.

Imagen: Flickr