* Organizaciones como PETA presionaron a Tesla sobre el uso de piel

Cualquier industria cambia con el paso del tiempo para satisfacer a sus consumidores y, algunas veces, por sus propios ideales.

Sea cual sea el caso, esto ocurrió en el sector automotriz.

Por ejemplo, tenemos a Tesla, que además de sus vehículos eléctricos, ahora decidió retirar los interiores de piel de origen animal.

Para ser exactos, este cambio se hará primero en el Model 3, tal como prometió recientemente el mismo Elon Musk.

Además, el director ejecutivo de Tesla había reconocido que retirar la piel de sus vehículos sería un gran reto.

Lo anterior debido a que otros materiales no soportan los incrementos de temperatura que ocurren en un vehículo, como en el volante, por ejemplo.

También te puede interesar: La 4T cobraría impuestos a apps como Uber, Netflix y Aribnb

Sin embargo, esta decisión puede ayudar a dar valor a la marca puesto que los consumidores afines a este tipo de acciones se verán satisfechos con ello y también organizaciones como PETA que presionan para estos cambios.

Por otro lado, en el mercado ya comienzan a figurar otras opciones, como la llamada piel vegetal, que pueden ser la nueva opción para la adaptación a las novedades del mercado.

De hecho, esa es la razón por la que ahora llaman a este auto “vegano”.

Hay que decir que Tesla va más allá del uso de piel o no, o de los autos eléctricos, pues la marca se ha consolidado a pesar de estar rodeada de grandes y longevos competidores.

De hecho, la compañía ya sobrepasa un valor de 9 mil millones de dólares, según Kantar Millward Brown y Bloomberg.

Aunque eso aún suena lejos de los 29 mil millones que vale Toyota, firma que ocupa la cima de la industria en el rubro.