Personal de la Agencia de investigación Criminal (AIC) de la PGR realiza diversas acciones, en coordinación con la empresa de transporte privado Uber México, para garantizar que ningún usuario del servicio vea comprometida su información personal.

Ello, debido a que en noviembre de 2016 la compañía tuvo una filtración de su base de datos a nivel mundial.

Además, la Procuraduría General de la República (PGR), a través de la AIC y su Unidad de Investigaciones Cibernéticas y Operaciones Tecnológicas (UICOT), trabaja en prevenir que la información filtrada llegue a Internet, particularmente al mercado negro en la Deep y Dark Web.

Así, por medio de la colaboración entre la institución y Uber México se ha buscado que los datos plagiados no pongan en riesgo la integridad ni el patrimonio de los usuarios, además de garantizar que la PGR realiza acciones de mitigación y corrección que evitan un ataque futuro.

Ante ello, se han emitido recomendaciones precisas para que la empresa fortalezca el resguardo y seguridad de la información, informó la corporación en un comunicado.

“A la fecha se puede asegurar que ningún dato asociado a información bancaria, se encuentra en riesgo ni ha sido vulnerado”, aclaró la institución de procuración de justicia.

La PGR recordó que de los 57 millones de usuarios de Uber a nivel mundial, 900 mil posiblemente corresponden a consumidores registrados en México.

Con información de Notimex.

También te puede interesar:

Xóchitl de 8 años recibió premio del Instituto de Ciencias Nucleares

Caen 8 trabajadores de Pemex por robar gasolina