*De 60 cm de alto, el asistente de enseñanza autónomo Keeko es utilizado en 600 escuelas infantiles de China. Cuenta historias y propone a los niños ejercicios de lógica

 

Los alumnos de una escuela infantil de Pekín no pueden aguantar la risa al intentar resolver el problema que les ha puesto su nuevo “profesor”, un pequeño robot de cabeza redonda y con cara en forma de pantalla táctil.

De 60 cm de alto, el asistente de enseñanza autónomo Keeko es utilizado en 600 escuelas infantiles de China. Cuenta historias y propone a los niños ejercicios de lógica.

Este robot, blanco y regordete, desprovisto de brazos, se desplaza al rodar. Sus cámaras integradas le sirven para orientarse, toda vez que los niños pueden usarlas para grabar videos.

En China, los robots ya reparten la compra, acompañan a ancianos o informan sobre las leyes. Los diseñadores de la firma Keeko, por su parte, sueñan con generalizar sus asistentes educativos en las aulas.

“Con su cabeza y su cuerpo redondos, el robot es verdaderamente entrañable. Cuando los niños lo ven, prácticamente lo adoptan de inmediato”, explica Candy Xiong, formadora para el uso de Keeko en las escuelas.

El fabricante de robots Keeko espera poderlo implementar para otros países de Asia.

 

Keeko, el “profesor” robot

 

Pekín invierte en la actualidad en el sector de la inteligencia artificial, en el marco de su programa “Fabricado en China 2025”, que busca desarrollar la industria de la alta tecnología.

Según la Federación Internacional de Robótica, China es el país del mundo en el que se usan más robots industriales: ya hay 340.000 repartidos por sus fábricas.

El mercado chino de robots de servicios (desde equipos médicos a aspiradoras automáticas) representó 1.320 millones de dólares (910 millones de euros) el año pasado. Debería aumentar hasta los 4.900 millones para 2022, según la consultora pekinesa ResearchInChina.

Pekín acaba de albergar una conferencia internacional sobre robótica, en la que se habló de robots cirujanos o incluso de otros capaces de jugar a bádminton o tocar la batería.

Información e imagen: AFP

Te puede interesar:
Piden prohibir “robots asesinos” o podría ser “demasiado tarde” 
FOTOS: Robots chinos diagnostican enfermedades, pelean y tocan música