El presidente Donald Trump promulgó hoy la imposición de tarifas de 25% sobre las importaciones de acero y de 10% sobre las de aluminio, exceptuando por ahora a México y Canadá en espera del resultado sobre el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

“Hoy defiendo la seguridad nacional de Estados Unidos al aplicar aranceles al acero y el aluminio. Tendremos un arancel de 25% al acero extranjero y de 10% al aluminio”, dijo el mandatario en la Casa Blanca poco antes de firmar una Proclamación con la medida.

Los nuevos aranceles entrarán en vigor en un plazo de 15 días, explicó Trump, y en ese tiempo “veremos quienes son los que nos tratan de forma justa y quienes no”.

El presidente apuntó que por la aplicación de los controvertidos aranceles “por ahora” no se aplicarán a México y Canadá, dos países que renegocian con Estados Unidos los términos del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

Trump dijo “creo que vamos alcanzar un acuerdo por el TLCAN. Ya lo he dicho por largo tiempo”, para añadir que “si tenemos un acuerdo, no habrá aranceles para Canadá y México”.

En caso de que no sea posible alcanzar un acuerdo, apuntó Trump, “vamos a retirarnos del TLCAN y empezaremos todo de nuevo”.

La industria del acero y el aluminio en Estados Unidos ha sido “devastada por prácticas comerciales extranjeras agresivas”, apuntó el mandatario, para añadir que se trató de una “verdadera agresión contra nuestro país”.

En la visión de Trump, la masiva importación de acero y aluminio hizo que “las fábricas hayan sido abandonadas para que se pudran y se cubran de herrumbre. Las comunidades se tornaron pueblos fantasmas. Eso se terminó”.

 

Con información de Notimex-AFP.
Te puede interesar:
– 5 preguntas para entender la “guerra comercial” de Trump
– Trump promete aranceles “muy justos”
– México advierte a EU de represalias arancelarias por acero